Roberto Pereira: “No debemos caer en la trampa de asignar roles inamovibles de víctima y verdugo”

Entrevistas

“No debemos caer en la trampa de asignar roles inamovibles de víctima y verdugo”

Roberto Pereira Tercero es director de la Escuela Vasco Navarra de Terapia Familiar, EVNTF, y vicepresidente de la Sociedad Española para el Estudio de la Violencia Filio Parental a la que también pertenece Fundación Pioneros. La relación con Pioneros comenzó cuando algunos profesionales asistieron a cursos de formación de la EVNTF y se ha consolidado al lidera el proceso de supervisión de los casos del programa Re-Encuentro. Intervención en situaciones de conflicto familiar en relación en situación de violencia filio-parental.

¿Cómo surgió la relación con Fundación Pioneros?
La relación con Pioneros comenzó a raíz, tanto de  la asistencia de trabajadores de Pioneros a cursos de la Escuela Vasco Navarra de Terapia Familiar como de la participación en charlas y jornadas organizadas por Pioneros sobre violencia filio parental, VFP. Se ha ido incrementando progresivamente por la relación como alumnos de nuestros cursos de formación en terapia familiar y como de la supervisión del equipo del programa Re-Encuentro que trabajan con familias.

¿Por qué la Terapia Sistémica cómo modelo de intervención de elección en VFP?
Porque la violencia filio parental es sobre todo un problema familiar y el modelo sistémico es la mejor manera de entender el funcionamiento de las familias. Puestos a elegir un modelo de intervención parece lógico utilizar el que nos da una mayor comprensión del fenómeno.

¿Qué aspectos, según tu experiencia, crees que son más importantes a tener en cuenta en la intervención con menores que agreden a sus padres?
Quizás los aspectos más importantes sean no caer en la trampa de asignar roles inamovibles de víctima y verdugo; entender lo que sucede en la familia; entender que la utilización de la violencia forma parte del juego relacional familiar, aunque sea un juego disfuncional; poder empatizar con el sufrimiento y malestar de todos los miembros de la familia y transmitir con claridad que el responsable de la violencia es que la ejerce, pero que se trata de un problema en el que todos participan de alguna manera.

¿Qué es un terapeuta familiar?
Un terapeuta familiar es un profesional del campo sociosanitario, generalmente psicólogo o psiquiatra, aunque también los puede haber de otras profesiones que se han formado como terapeutas familiares en un programa acreditado y que su orientación de los problemas de conducta tiene una base sistémica.

¿Qué sugerencias le darías un terapeuta para intervenir en casos de VFP?
Les diría que es un problema complejo y que por lo tanto tiene que formarse específicamente para trabajar con él. Le diría que procure trabajar en equipo y que también, en lo posible, supervise el trabajo que está haciendo.

¿Cuáles son los errores más comunes en la intervención con menores y sus familias en VFP? o ¿qué deberíamos evitar en la intervención?
Algunos de los errores más comunes son trabajar solo con el agresor, tener por lo tanto una visión del problema, es decir, definiendo los roles de víctima y verdugo de una forma rígida; culpabilizar; presuponer; y acercarse al problema con prejuicios respecto al uso de la violencia en la familia y respecto a que la intervención debe ir exclusivamente dirigida a reforzar la autoridad de los padres.

¿En qué medida (desde la intervención práctica, estudios teóricos, desde la intervención primaria, secundaria, etc.…), se quiere dar respuesta desde le SEVIFIP a la VFP?
La SEVIFIP trata de unir, congregar y facilitar la comunicación entre los profesionales que estudian o intervienen en violencia filio parental. Trata también de difundir los estudios sobre el tema, las posibles maneras de resolverlo y, en definitiva, facilitar el intercambio científico y la divulgación social de este problema. La SEVIFIP no tiene entre sus objetivos la intervención como tal en la sociedad, sino que lo que trata es que esta mejore con este intercambio de información científica.

¿Cuál es la perspectiva de futuro para la SEVIFIP?
La SEVIFIP tiene como objetivo crecer como sociedad científica para promover el estudio y el intercambio en la terapia de la violencia filio parental. También el servir de interlocutor a las instituciones públicas para explicar, asesorar, orientar y mostrar la mejor manera de resolver el problema de la violencia filio parental. Actuar como referencia ética de los profesionales que intervienen en violencia filio parental y favorecer los estudios, la formación, la divulgación y el intercambio científico sobre VFP tanto a nivel nacional como internacional.